¡Dios esta hablando contigo!

El hombre susurró: ¡Dios, háblame!,
Y una alondra cantó. Pero el hombre no la escuchó...  
Así que el hombre exigió:
¡Dios, háblame!
Y un relámpago cruzó el cielo. Pero el hombre no lo vio...
El hombre miró alrededor y dijo:
¡ Dios, déjame verte!,
Y una estrella brilló en el cielo. Pero el hombre no se dio cuenta...
Y el hombre gritó:
¡ Dios, muéstrame un milagro!,
Y una vida nació. Pero el hombre no sintió el pulsar de la vida...
Así que el hombre lloró y en desesperación pidió:
¡Tócame Dios, y déjame saber que estás aquí!,
Con lo cual una mariposa bajó y tocó suavemente su hombro.
Pero el hombre retiró a la mariposa y se fue cabizbajo...
Y Siguió su camino triste, solo y con miedo.